(XVII) MITAD

Cuál es la diferencia

entre mi antes y tu ahora.

 

En qué momento

esta isla de verdades

inunda de tierra

el cristalino de mis ojos.

 

Quién me mira en el espejo

de nuestro mundo al revés.

 

Veo su edad

en el blanco de occidente

y parece su blanco el mío

pero no soy yo.

 

Cuál es tu diferencia

entre mis mitades.

 

En qué momento

forjamos cobre y acero

en la fragua de este infierno

y nos talamos los labios

en sangre y hielo.

 

A quién veo en el reflejo

húmedo de mis mañanas.

 

Sus manos sujetan mi tiempo

y da la vuelta al reloj

de los veranos que perdí

buscándome la piel.

 

Cuál es la diferencia

que habita entre mis yoes.

 

En qué momento

se invierte el magnetismo

de mis dos nortes

y hago de vientos tempestades.

 

No reconozco mis otras mitades.

No veo los matices.

 

Siento el tiempo sencillo

que tiñe mis heridas

de soledades y silencios

pero no encuentro

en esta roca de mí

al que robaba horas al Sol

y dibujaba en sus rayos

futuros inciertos

y castillos de nubes.

 

Quizá mis mitades

duermen el sueño tranquilo

del que se ha

ido.

 

Quizá mis yoes

viven el delirio

del que ha vuelto

al lugar

del que nunca se ha ido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s